Puede que estés muy entusiasmado por comprar una nueva casa, sin embargo hay puntos que debes tomar en cuenta antes de lanzarte a esta aventura, no solo debes verificar el estado físico de la propiedad sino también debes pensar en si la casa de tus sueños es afín a tus necesidades de vivienda y presupuesto.

A continuación te enlistamos algunos aspectos que debes tomar en cuenta antes de actuar:

1. Verifica tus finanzas

2 resize

Es importante que no tengas ninguna otra deuda (ni de tarjetas de crédito, ni del carro), así como tener un fondo para emergencias que cubra por lo menos tres meses del gasto familiar. Si quieres que tu propiedad sea una inversión debes balancear tus ingresos entre gastos y más ingresos, pues si utilizas tu ingreso principal directo para pagar la hipoteca terminarás inclusive adquiriendo más deudas. Es mejor definir cuanto de lo que tienes ahorrado puedes utilizar para este fin.

2. Crédito hipotecario

3 resize

Compara por lo menos tres hipotecas con diferentes instituciones, esto te dará una visión más amplia. Debes tomar en cuenta la tasa de interés, el plazo, las comisiones, el CAT, etc.

3. Piensa en la ubicación

4 resize

La ubicación apta para ti depende en gran medida de tus metas, proyectos y etapa de la vida. Pues es diferente comprar una vivienda siendo soltero y emprendedor, que contar ya con una familia.

Identifica los servicios y vías de comunicación que requieres y verifica si la propiedad se encuentra cercana a todos ellos. Evita las zonas de riesgo, es importante comprobar que el inmueble no se encuentre bajo cables de alta tensión, cerca de barrancos o áreas con riesgo de inundación.

4. Evalúa la estructura física

5 resize

Puedes pedirle a un arquitecto que te ayude verificar que la casa se encuentre en condiciones de habitarla. Así no tendrás que utilizar el resto de tu sueldo y ahorros pagando extra para arreglar algo de lo que no te diste cuenta antes de comprarla.

5. Los adeudos

6 resize

Es de vital importancia que verifiques que el vendedor tenga todos los pagos de servicio al corriente (predial, luz, agua y gas).Pues de lo contrario estas deudas caerán en ti y tendrás que terminar pagándolas.

Incidentes y trampas legales pueden ocurrir, por eso es importante que busques la asesoría de un buen agente inmobiliario.